lunes, 8 de septiembre de 2008

Desastre, recuperación y esperanza

2 comentarios:

María José dijo...

Que impactante.....la verdad es que me quedo muda.....slo les puedo decir.....VAMOS, FUERZA, ESPERANZA!!!

Tengo Fe en que saldrán fortalecidos.

Amiga aunque suene egoísta.... me alegra saber que a Ti y Tu Familia, nada malo les a ocurrido...


María José

Yolanda Molina Pérez dijo...

María José, estas imágenes son nimias con respecto a la magnitud de los daños, y si el occidente quedó arrasado hace una semana ahora la destrucción alcanza al resto de la isla, por suerte al menos hasta al momento no hay que lamentar muertes, las pérdidas si son millonarias de modo preliminar se puede saber, y ahora Ike, amenaza con volver su ruta hacia el occidente, aunque es sentir generalizado d elos pinareños, que hubiese sido preferible volver a recibir en esta zona la furia del huracán,y no esta trayectoria que desola toda la isla, lo que Gustav tumbó aquí ya Ike no puede derribarlo, y eso sería un consuelo, pero tenemos la vida y la fe y la fuerza para anudar la pena y empezar de cero, por lo menos no tenemos muertos que llorar y esos si serían daños irreversibles, un abrazo y gracias por tu constancia.